my time is now (Nike)

PASA PASA ESTÁS EN TU CASA

COMO EN TU CASA



lunes, 29 de agosto de 2011

ropa de dormir


La vida está llena de matices y hecha de detalles. O no? Mientras hacía de nuevo la maleta de la vuelta a casa, quitando la arena de los zapatos y guardando los bikinis para otra ocasión, en el armario estaba ese camisón adolescente que conservo desde hará unos veinte años. Cada verano, yo sabía que no tenía que llevar prendas para dormir a casa de mi madre, porque ella me proveía de mi camisón favorito. Cien por cien algodón, de tiritas y con unas flores blancas sobre fondo igual de blanco. Me venía en todas las circunstancias, embarazada y sin embarazar, adolescente y adulta, soltera y casada... Así que yo, cada verano, ponía de todo en mi maleta menos camisón. Y cuando me volvía a casa, guardaba todo menos el camisón blanco, que se lo llevaba ella hasta el próximo verano.

Esta vez me lo guardé en la maleta de vuelta a Barcelona. Y a mi madre la metí también, sin tener que decirle adiós en la puerta.

6 comentarios:

Amparo dijo...

Manuela, en el caseron donde veraneo tengo uno casi identico al tuyo, solo lo utilizo en agosto y alli lo dejo hasta el año próximo, con bañadores fuera de uso y pantalones que quedaron pequeños hace mucho! Con el dormí parte de mi adolescencia, mi juventud y mi ya muy avanzada madurez.
Creo que no lo traigo conmigo para reencontrarme con el al año siguiente, sin la monotonia de verlo a cada rato, así lo añoro y le doy un punto romántico al asunto. Vaya rollo te he metido. Un beso bien grande.

Manuela dijo...

AMPARO: hija mía, pues nos hemos clavado la una a la otra, yo hacía exactamente lo mismo que tú, lo dejaba en casa de mi madre para que ella fuera quien lo tuviera en su armario durante el año y yo lo disfrutaba más así, como tú, pero claro me ha impresionado mucho este verano al morir ella y no quedar nadie para traerlo y llevarlo de su casa de invierno a su casa de verano -de alquiler- por lo que me lo he tenido que traer a mi casa y sí, me impresionó mucho... te mando abrazos muy cercanos

Anouk dijo...

ya somos tres!!!! yo tambien tengo uno en la casa donde paso el verano, vaya cuando vaya, en julio,en agosto, un fin de semana, una sóla noche o a quedarme más tiempo ..siempre me pongo el mismo camisón.LLevo y traigo bikinis, toallas, pantalones...pero nunca ese camisón.Un beso Manuela, el primer año sin ellos es siempre muy duro.

Manuela dijo...

ANOUK: dios, nunca pensé que éramos muchas las que hacíamos lo mismo, qué bueno... un abrazo!

Lola dijo...

Pues yo....todavía llevo una rebeca vieja de mi madre todos los inviernos y creo que me moriré con ella puesta si muero en época de frio. Adoro mi rebeca.Aún adoro a mi madre.
Un beso Lola

Manuela dijo...

sí, yo tengo dos suéters suyos de cuello vuelto de courreges de los antiguos, de cuando ella era de mi edad, y los llevo tan feliz... ahora mucho más... un besito