my time is now (Nike)

PASA PASA ESTÁS EN TU CASA

COMO EN TU CASA



miércoles, 4 de marzo de 2009

Las otras: madres o señoras?

El pasado sábado, por razones que ahora no vienen al caso, participé en unas charlas dirigidas a padres adoptivos, y de allí surgió la siguiente pregunta, formulada por una de esas madres: y qué tengo que hacer cuando le hable con normalidad a mi hija sobre esa 'madre' que la llevó en su barriga, que la trajo al mundo? Porque en la Generalitat me han dicho que es mejor que yo me refiera a ella como 'esa señora', para que mi hija no se haga un lío entre mi rol de madre y el de 'esa señora'. Y quizá también porque a mí misma me resulta un poco incómodo llamarla 'madre' a ella también.

Nos quedamos sin respuesta. La psicóloga que estaba dirigiendo la sesión dijo que eso dependía de cómo se sintiera ella hablando de esa otra mujer, cómo lo percibiera su hija, la edad de la niña, su capacidad de comprensión del asunto... O sea, no hay una respuesta en plan dos más dos.

Y es que, qué será de ellas? Esas otras madres, o señoras. Que renuncian a sus derechos y obligaciones de madre porque la vida les hace renunciar, o porque quieren, o porque no saben, que llevaron adelante todo un embarazo igualito al que llevé yo a cabo, y que a su término no pudieron disfrutar del resultado de esos nueve meses.

Ayer venía toda una página en El País, y luego en el telediario de la 1, explicando la demanda de algunos padres biológicos nepaleses, que ahora reclaman a varios niños que han sido dados en adopción, algunos con destino a España. Y es que nos hemos convertido en uno de los primeros países importadores de niños adoptados; después de USA vamos nosotros, si mis fuentes no fallan.

Varias ONG con sede en Nepal están apoyando a las familias biológicas, que ahora parece que quieren recuperar a sus hijos. Se trata de familias que en su día firmaron la renuncia a la patria potestad, pero que ahora aducen que no saben lo que firmaron y que fueron engañadas a cambio de un poco de dinero, o de mucho dinero. Otra madre adoptiva argumentaba, también en la prensa, que la culpa es de algunas familias, que van con la chequera por delante.

La ONG suiza Terre des Hommes defiende, y UNICEF con ella, que es mejor para los niños permanecer cerca de sus padres biológicos, en el país de origen, aunque sea con familias adoptivas. Y que la opción de viajar al extranjero debería ser la última de las opciones para esos niños. Pero, qué futuro les espera en Nepal, ese país 'tan pobre'? Un futuro sin estrés pero sin dinero? Sin educación pero cerca de los suyos? O estamos subestimando ese territorio desde nuestra superioridad occidental, para variar?

La culpa no es de nadie. Si acaso, de los intermediarios, que sacan dinero de un lado, lo llevan al otro, se lucran mientrastanto, y se benefician del desconocimiento de ambas partes. Los niños están en medio. Tienen derecho a una vida mejor, como tienen derecho a una familia y a conocer sus orígenes. Y alguien, en algún juzgado de algún país, decide cuál es su interés. El interés superior del menor.

En cuanto a ellas, esas grandes desconocidas que un día renunciaron a sus hijos, sin saber o sabiendo, sin querer o queriendo, a ellas cómo las llamamos?

4 comentarios:

MOHRENWITZ dijo...

Qué gran negocio!!! Primero les venden a las familias nepalíes el rollo de que sus hijos estarán mejor en el primer mundo. Cobrando el porcentaje de rigor en la transacción. Luego los conciencian de lo importante que es el calor familiar y de lo gratificante de criar a tus propios hijos, empujándoles a reinvindicar "lo suyo". Cobrando de nuevo, o por la imposible transacción, o por un canón a los padres adoptivos si quieren conservar a sus hijos.

Y a todo esto; en el primer, segundo o tercer mundo, ¿nadie es consciente de la importancia y responsabilidad que supone traer un hijo al mundo?

Anónimo dijo...

"Tienen derecho a conocer sus orígenes". Una cosa es tener el derecho, otra muy distinta es que te obliguen a que sepan sus orígenes. ¿Y si esos orígenes dañan más, tanto al niño, como a la misma familia?, es un tema muy complicado. No todos "los orígenes" son iguales.

Cris

Anónimo dijo...

Hombre, yo creo que es mucho más complicado que todo eso.... Si algo está claro es que una madre no deja de serlo por pertener al tercer mundo, y creo que desde occidente tenemos una idea de estos países bastante mediatizada y en muchos casos equivocada, porque gran parte de la población tiene un nivel de subistencia equiparable a las rentas bajas de occidente y seguramente con un estilo de vida bastante mas apetecible que muchas gente de barriada de por aqui. Africa no es un basurero, ni un continente abocado al desastre, ni todos los niños que nacen alli les ha tocado la loteria de muertos en vida. Hay una Africa que desconocemos desde occidente y que los medios no se molestan en mostrar... pero no hace falta ir mas lejos de Juan Goytisolo por ejemplo para saber lo que hay por ahi. Respecto al tema de los niños nigerianos, como tantos otros, uno de los casos que he leído era el de una mujer, que al quedarse viuda y sin dinero, los dejó en un hospicio para darse tiempo a rehacerse a nivel económico, cuando llegó a recoger a sus tres hijos se encontró con que los habian dado en adopción.
Creo que en realidad el quid del asunto no trata en si tercemunistas o no, sino en si hay derecho en considerar tan "alegremente" la posibilidad de privar a una madre de sus hijos y a los niños de su madre basándose en argumentos filtrados por el concepto del bienestar que tenemos en occidente.
En realidad el problema es que, como siempre, en cuanto se ve una opotunidad de mercado, no hay ética que valga, ni desde un lado ni desde el otro... y para que nos vamos a engañar... esto es un mercado donde encima se explotan a nivel de marketing uno de los sentimientos mas primigenios y puros de las personas: el de la proteccion...bien sea por parte de los padres occidentales que piensas que van a "salvar" al niño de incontable penurias, bien sea el de los padres biológicos que ven como unica solución el buscar ayuda externa. Recuerdo que hablando de este tema con un misionero amigo de mi familia me comentaba.... "es increible que en occidente se piense que los niños puden ser moneda de cambio, porque para ellos nada hay mas importante que sus hijos... son su riqueza, su historia, su seguro de vida... para ellos lo son todo, mucho mas que en occidente donde se tienen un montón de cosas que pueden suplir . Está claro que en muchos paises existen situaciones donde los niños son las primeras victimas y rescatarlos de ellas es encomiable, pero no a lo bestia ni a cualquier precio.
Cris

Anouk dijo...

Cuanta rabia me da cuando oigo noticias de sobre adopciones ilegales , estafas , mafias y tráfico de niños, nepalies, en el Chad (recordar aquella aventura de un avión español cuya tripulación quedó detenida alli por un tema de tráfico infantil), en Rusia o en donde sea.Conozco a varias familias que han adoptado un niño y os aseguro que les ha supuesto un coste muy elevado, emocionalmente y por supuesto económico.No quiero ni pensar que pasaría si mañana llamaran a su puerta a decirles que su hijo(xq es su hijo) debe volver a su pais de origen porque una ONG así lo pide. Yo personalmente lo consideraría una total injusticia.En cuanto a llamar mamá o señora no lo sé, pero como mujer imagino lo que a otra mujer debe de costarle entregar a su hijo porque no puede mantenerlo, xq es fruto de una relación que nadie debe conocer o vete tú a saber xq.Por desgracia para mí, actualmente estoy pasando más tiempo del nque debiera en un hospital y cuando salgo de allí sólo pienso en VIDA, VIDA y más VIDA. ¿Como se sentirá aquella mamá-señora que entrega VIDA nada más nacer? Como cada persona es un mundo no sabemos como reaccionará cada una de ellas a lo largo de su vida , pero dudo que esta entrega sea algo que le deje indiferente, independientemente de si esta señora es blanca, negra o con rasgos achinados, sin recursos o de alta esfera social.Anouk